Hosting y Dominio: cómo contratarlo paso a paso

Hosting y Dominio.

En este post te explico los principales aspectos que debes tener en cuenta a la hora de contratar un hosting y un dominio.

Ambos elementos son de vital importancia para que tu proyecto web empiece con buen pie, por ello lee con atención todo lo que voy a decir a continuación.

Empezamosss

¿Quieres ayuda para poner en marcha tu sitio web?

Cómo escoger un dominio para tu sitio

El dominio o URL es el nombre que quieres que la gente escriba en su navegador para acceder a tu sitio.

Esta es una decisión muy importante sobre la que tendrás que reflexionar detenidamente ya que afectará determinantemente en la visibilidad de tu sitio y una vez elegido y registrado no podrás cambiarlo.

A la hora de contratarlo lo más usual es hacerlo como parte del paquete de hosting ya que la mayoría de los proveedores lo incluyen gratis durante el primer año.

En el caso de que lo contrates con un proveedor diferente tendrás que realizar una configuración para “apuntarlo” a tu proveedor de hosting (configurarlo para que use los servidores DNS de tu hosting).

Para elegir tu dominio, dependiendo de tu estrategia, podrás optar por utilizar el nombre de tu marca o empresa o por utilizar una palabra clave relacionada con los productos o servicios que ofreces.

Dominios basados en la marca

En este caso tu dominio será el nombre de tu empresa o marca.

Esta opción es adecuada si tu marca ya es conocida por tus clientes objetivo o si tu estrategia es la de construir una imagen de marca fuerte y reconocida.

Al utilizar tu marca como dominio facilitarás que la gente que la conozca acceda más fácilmente a tu sitio y que lo puedan recomendar.

La desventaja utilizar tu marca como dominio es que te costará más posicionarte por los servicios o productos que ofreces que si escogieras palabras clave que definan la actividad u oferta de tu empresa.

Dominios basados en palabras clave

Esta estrategia consiste en utilizar como dominio alguna palabra que permita representar la oferta de tu sitio o por la que pretendes ser encontrado en Google por tus posibles clientes.

Este tipo de dominio es especialmente recomendado desde el punto de vista de SEO para una tienda online, ya que fomenta el posicionamiento de tu tienda en los resultados de búsqueda de Google para esos términos.

Si te decantas por esta opción tendrás que hacer un estudio de las posibles palabras clave que vas a utilizar para saber cuál es la más adecuada. Para ello utiliza el planificador de palabras clave de Google AdWords y Google Trends.

Debes buscar siempre palabras que tengan un buen volumen de búsquedas, con una tendencia al alza y una competencia intermedia o, a ser posible, baja.

escoger dominio y hosting

La desventaja de esta opción es que no posicionarás tu marca. Además, seguramente muchos dominios que pudieran resultarte adecuados estarán ya asignados, por lo que tendrás que a invertir algo de dinero en adquirirlo o utilizar combinaciones de palabras que definan exactamente tu oferta y fomente tu posicionamiento.

¿Quieres ayuda para poner en marcha tu sitio web?

BANNER CURSO WORDPRESS web prof

Consejos a la hora de escoger un dominio

Elijas una u otra opción siempre debes intentar que tu dominio cumpla con las siguientes recomendaciones:

  • Que sea fácil de recordar y te distinga de la competencia. Debe ser original, fácil de memorizar y de pronunciar.
  • Que esté disponible en redes sociales. De hecho, te recomiendo que una vez determinado tu dominio crees un perfil en las diferentes redes sociales que vayas a utilizar con el mismo (Google, Facebook, Twitter, YouTube…).
  • Selecciona nombres o términos que no cambien a lo largo del tiempo. Procura elegir dominios independientes de fechas o años, de acontecimientos o cualquier otro término que pueda cambiar o perder su significado o interés con el tiempo.
  • Piensa en el mercado global. Aunque puedes utilizar cualquier otra, es muy recomendable utilizar la extensión .com con la finalidad de encajar en todos los mercados.

Cosas que debes evitar al seleccionar tu domino

Debes evitar que tu dominio:

  • Incluya la forma jurídica de tu empresa. No es recomendable incluir la forma de empresa (S.A., S.L., etc.) ya que, por un lado, no aporta información necesaria o relevante y, por otro, lo complica y alarga.
  • Dominios con la palabra eñe. Siempre es preferible evitar su uso ya que suele ocasionar problemas en navegadores, servidores y hostings.
  • Utilizar el nombre de otras marcas. Debes registrar tu dominio comprobando que no está asociado a ninguna marca que pueda reclamarlo con posterioridad alegando mala fe por tu parte.
  • Consignar tu nombre. A menos que tu apellido o nombre sean parte de tu marca procura no utilizarlos como dominio.
  • Abreviaturas. No son recomendables ya que no fomentan el reconocimiento rápido de tu sitio ni tu posicionamiento en buscadores.
  • Números. No aportan nada, alargan el dominio, dificultan su rápido reconocimiento y frecuentemente llevan a la confusión (¿el número se escribirse con letra o con cifra?).
  • Guiones. Igual que los números. Lo mejor es poner todo seguido para cuando te pregunten digas: todo seguido en minúscula.
  • Tildes.  Escoge un dominio sin tildes o caracteres especiales para evitar errores y confusiones.

Ten presentes estos consejos y escoge el dominio que creas más apropiado para tu sitio.

¿Quieres ayuda para poner en marcha tu ecommerce con seguridad?

Cómo seleccionar un hosting

Una vez decidido tu dominio tendrás que contratar el hosting. Un hosting es un servicio de alojamiento para tu sitio que puedes contratar con diversos proveedores.

Además de alojar y mostrar tu sitio te ofrece diversos servicios como por ejemplo cuentas de correo electrónico con tu nombre de dominio.

A la hora de elegir hosting es fácil equivocarse si no se saben los requisitos mínimos que debe de tener para que tu tienda funcione correctamente.

Para que puedas elegir el más adecuado, sin entrar en detalles técnicos, voy a enumerar las características y funcionalidades que debes tener en cuenta a la hora de contratar un servicio de hosting para alojar tu sitio con garantías.

Almacenamiento en discos sólidos SSD

Para que tu sitio cargue rápido necesitas que el hosting disponga de discos SSD.

Capacidad suficiente de almacenamiento

Es el espacio en disco que te ofrecen para almacenar tu sitio. Al principio con 5 GB será más que suficiente.

Buena tasa de transferencia mensual

Cuando alguien visita tu sitio, su navegador descarga los textos e imágenes que lo componen desde tu hosting consumiendo de esta manera datos. Para una web de reciente creación con 200 GB tendrás de sobra.

WordPress autoinstalable

Aunque instalar WordPress no es difícil, si eres principiante lo mejor es que el hosting que contrates tenga la opción de instalar WordPress en un par de clics.

Servicio técnico

El soporte es uno de los puntos que debes tener especialmente en cuenta a la hora de contratar un hosting. Busca uno que te atienda rápidamente en el caso de que necesites bien sea mediante atención telefónica, chat o sistema de tickets.

Sistema de copias de seguridad

Un buen hosting debe disponer de un sistema de copias de seguridad automático con una frecuencia mínima diaria. Es imprescindible tener este respaldo para restaurar tu sitio ante cualquier incidencia.

Soporte de PHP y MySQL

WordPress está desarrollado en un lenguaje de programación PHP y utiliza como base de datos MySQL por lo que el hosting que elijas debe soportar ambos.

Reputación

Debes buscar las opiniones de las personas que lo utilizan antes de contratar para cerciorarte que la empresa cumple con todo lo que promete y sus usuarios están contentos con su servicio.

Escalabilidad

Tu proveedor debe poder satisfacer tus necesidades futuras en el caso de que tu sitio crezca y aumente su tráfico. La transferencia de un hosting a otro lleva tiempo y esfuerzo que te evitarás si tu proveedor te ofrece soluciones para tu crecimiento.

El Precio

Cuando buscas un hosting el precio debes mirarlo en relación a lo que el mismo te ofrece. Si te pones a buscar seguro que encontrarás planes de alojamiento baratísimos, sin embargo, puede que te estén ofreciendo servidores lentos, escasa tasa de tráfico o un mal servicio técnico.

A veces lo barato sale caro y puedes contratar una oferta con excelente precio pero que haga que tu sitio no esté operativo a menudo, cargue tan despacio que tus visitantes se aburran de esperar y desconfíen de tus servicios o que su seguridad sea tan escasa que puedan hackearlo.

Por ello, debes cerciorarte de que la oferta cumpla con todas las funcionalidades que hemos visto y posteriormente comparar precios.

Vídeo

Consejo

A la hora de escoger un hosting no te la juegues. Busca una empresa que te ofrezca todo lo que hemos hablado en el post a un buen precio.

Una empresa seria que cuente con un equipo de buenos profesionales que estén pendientes de tu sitio y que te ayuden a solucionar cualquier problema que pudiera surgir rápidamente.

En cuestión de hosting te recomiendo Webempresa.

Deja un comentario